Esta semana un grupo de representantes de entidades públicas de Cataluña hemos tenido el privilegio de conocer de primera mano la iniciativa de “Missions València 2030”, finalista a Capital Europea de la Innovación. Quiero destacar algunos aprendizajes de la sesión que nos prepararon los compañeros del Ayuntamiento de Valencia y el centro de innovación Las Naves.

La transformación social, urbana o de la administración pública son proyectos muy complejos, condicionados por las fuertes interdependencias entre los diferentes actores (administración, academia, ciudadanía, empresas y medios de comunicación) y requieren de planteamientos a largo plazo. En estos casos, es imprescindible definir una visión de futuro, con unas prioridades estratégicas que cuenten de un amplio consenso político y social. Se debe evitar que, después de cada cambio de gobierno, se den bandazos sobre estas iniciativas y garantizar unas líneas de trabajo coherentes entre mandatos, con los matices ideológicos legítimos de cada partido político. Valencia consiguió un apoyo casi unánime del pleno municipal a “Missions València 2030”.

La metodología de Misiones de Mariana Mazzucato, elaborada por encargo de la Comisión Europea, es una herramienta muy reconocida a nivel internacional para definir los grandes retos de nuestra sociedad. De entrada, hace una crítica muy contundente de lo que no ha funcionado en temas de innovación pública y lo que se debe evitar. Reclama con firmeza que el rol de los gobiernos ha de ser de actor proactivo de liderazgo e impulsor de lo cambios, y no debe tener un rol pasivo, subsidiario, de resolver las deficiencias del sistema capitalista. Y plantea la definición de grandes retos sociales y misiones ambiciosas pero realistas, enfocadas a la transformación, el impacto social a las personas, la innovación abierta y colaborativa con un enfoque pluridisciplinar y buscando simultáneamente soluciones desde diferentes aproximaciones. Además, las misiones deben estar limitadas en el tiempo y se deben evaluar durante todo el proceso para corregir los ámbitos de mejora. El Ayuntamiento de Valencia, con el impulso de las Naves, ha reorientado sus proyectos estratégicos de innovación social y urbana utilizando esta atractiva metodología.

Cuando se habla de innovación en el sector público nos encontramos, de forma demasiado habitual, con muchos anuncios de “márqueting” (o humo) que generan unas expectativas irreales y, al cabo de un tiempo cuándo rascas, hay muy pocas realidades tangibles y raramente se publican indicadores de evaluación rigurosa de los beneficios o impacto. El equipo de Las Naves fue muy sincero y honesto.

  • Dejan claro que están en la fase inicial del desarrollo de “Missions València”, que cada día están aprendiendo y aún es pronto para mostrar indicadores. Llevan tan solo dos años de trabajo: la metodología de Mazzucato es muy reciente, se publicó en el 2018.
  • Quieren impulsar seis misiones, pero de momento solo tienen una aprobada, aunque muy ambiciosa: “València Ciutat Neutre”. Y ya están viendo la enorme complejidad de desarrollarla y que tendrán que seguramente replantear el número total de misiones que siendo realistas podrán abordar.
  • Se cuestionan continuamente si esta iniciativa vale la pena y trasladan la pregunta a todos los que se interesamos por la iniciativa. Se plantean que esta iniciativa como un proceso de aprendizaje en el cuál están abiertos a críticas, sugerencias y cambios.
  • Para mí, estas reflexiones abiertas y honestas, huyendo de triunfalismos por haber sido finalistas de la Capital Europea de la Innovación, da mucha credibilidad y autenticidad a su proyecto.

Sin duda, el camino abierto por Valencia y Las Naves es muy inspirador. El reto que tenemos, todos, es demostrar el valor de esta atractiva metodología con resultados demostrables y una evaluación rigurosa de los beneficios en las personas y la sociedad.

Si lo conseguimos, tenemos la oportunidad de mejorar substancialmente la eficiencia, el impacto y la valoración de los ciudadanos de las iniciativas públicos dedicadas a transformación urbana y la innovación.

Més informació: